Coaching y Mejora Personal

La Actitud Mental Positiva
Los poderes de la mente son infinitos. ¿Los ha comprendido usted realmente alguna vez y ha vislumbrado lo que pueden llegar a suponer en su vida? Gracias a este programa descubrirá un sorprendente plan basado en una idea genial: “Aquello que la mente puede concebir y creer puede alcanzarlo” Este método le indicará cómo deshacerse de sus “telarañas” mentales, pensar con claridad y explorar a fondo el subconsciente; cómo fijarse un objetivo y cómo alcanzarlo mediante la reflexión persistente y una acción positiva. Inicie ahora su camino hacia el éxito en los negocios y en su vida familiar y social. Comparta lo que los otros han conseguido y recuerde que ¡también usted puede hacerlo!

Coaching Personal y para Directivos
En el proceso de coaching se parte de la premisa de que el coachee (quien recibe el coaching) es la persona misma que cuenta con la mayor y mejor información para resolver las situaciones a las que se enfrenta. En vez de enseñar, el entrenador facilita al pupilo a que aprenda de sí mismo. En este sentido, el proceso requiere básicamente de los siguientes 7 pasos:

  1. Observar – La observación será fundamental para que el entrenado encuentre soluciones. A través del posicionamiento en nuevos puntos de vista, y la observación de los paradigmas, creencias y conductas que se practican, el individuo podrá elegir entre nuevas alternativas que le apoyen a construir los resultados que busca.
  2. Toma de conciencia – La observación permite la toma de conciencia, básicamente acerca de nuestro poder de elección. El entrenador centrará al pupilo en las elecciones que toma y las consecuencias que ellas crean, brindándole herramientas específicas para elegir con mayor efectividad y elegir conscientemente.
  3. Determinación de objetivos – Es esencial para todo proceso de coaching, el contar con objetivos claramente definidos. Este será el paso crucial hacia la obtención de los mismos y servirá de guía para la toma de decisiones y acciones.
  4. Actuar – Una vez reunida toda la información, hay que actuar de una forma sostenida en el tiempo. El entrenador acompañará de cerca este proceso superando las dificultades que suelen aparecer en la puesta en práctica.
  5. Medir – En todo momento es imprescindible comprobar si nos acercamos o nos alejamos del objetivo marcado. Esto permitirá tomar acciones correctivas y así contribuir a la obtención de los logros buscados.
  6. Acción comprometida – Todo proceso de coaching concluye con una acción comprometida alineada con el plan de acción establecida previamente entre el entrenador y el cliente.
  7. Motivar máximo a tus oyentes.

Aprender Coaching a través del Cine:
Existen multiplicidad de películas que exponen historias visuales que ilustran a la perfección todos los procesos para aprender y analizar los procesos de Coaching. Ver reflejados en situaciones de ficción pero que son fácilmente extrapolables a la vida cotidiana es un fántásico y asequible método para aprender a mejorar personalmente como personas y como directivos.